Sábado 20 de Octubre de 2018

Xavier Barrón: “Cuando hay calidad, no debe haber prisa”

Por: Abrahan Carvajal - Septiembre 27, 2017

Los colores azules y blancos que identifican al stud Aurora, de momento, están ausentes en las coronas de los juveniles. Indy Jacob (Eye On Jacob), el raudo ganador del Selectos era, sin duda, una carta de respeto para Xavier Barrón de cara a la Polla de Potrillos; no obstante tropiezos en el camino han postergado su regreso.

“Indy Jacob despunta como un gran millero y, visto el resultado, estamos seguros que era serio aspirante. Pero, justo el día de la carrera, presentó fiebre y decidimos no arriesgarlo“, rememora sobre el sorpresivo retiro que se registró aquel domingo, el de Happy Valley que brilló en la Polla.

Cerrado ese primer capítulo, el camino avanzaba hacia el Ortiz de Zevallos, la confrontación en dos curvas para los de tres años, un test que se desarrollará este fin de semana, con la categoría de Grado I y más de 120 mil soles en Premio. En principio, Indy Jacob iría acompañado de otro buen corredor Lagavulin. A horas de las inscripciones, los del “Aurora” desertaron.

En Compañía de su esposa Karen, amigos y familiares en el Herraje con Indy Jacob (Foto JCP)

Fue una pena. El invicto se quedó sin monta a última hora (Carlos Trujillo declinó pues su contrato lo obligaba con el San Pablo), además venía de un cuadro infeccioso, creo que eso fue determinante para que su apronte no fuese el esperado al igual que Lagavulin, el cual tampoco cumplió con lo trazado”, detalló.

Sin embargo, las aspiraciones no se detienen. La dupla tiene previsto un apronte sobre dos mil metros este viernes. “Nuestra meta es ser parte del Derby y hacia allá avanzamos”, anuncia Barrón, quien cada semana se le aprecia junto con su familia y allegados tanto en las mañana de aprontes como en las jornadas de Carreras en Monterrico.

PROMISOR. Hace dos semanas, una pieza del “Aurora” mostró calidad al imponerse con autoridad sobre 1300 metros. En un debut tardío, Feuerbach (Forestry), un vistoso zaino se desprendió con casi diez largos de diferencia y en 1’19” para la distancia.

“Ha sido un ejemplar con el que hemos sido pacientes. Ha sido quemado dos veces para curarlo de cañeras. Confirmó al concepto que teníamos. Si el caballo asimila el entrenamiento, es probable que sea parte del Derby”, recalcó.

El potrillo con Carlos Javier Herrera en la silla

RUMORES. En los corrales de Monterrico, frecuentemente se escucha la frase “cambio de preparación” cuando la diosa fortuna no sonríe; sobre todo cuando las aspiraciones son altas y los éxitos no tan frecuentes. En lo que va de temporada solo un Clásico (El Selectos de Indy Jacob) es el trofeo que exhibe el “Aurora.

Armando Filipuzzi tiene nuestra total confianza. Todos los productos han sido escogidos por él y estamos contentos con su labor”, dijo Barrón quien proyecta tranquilidad en relación al balance en Monterrico. “Este año lo llevaremos nuevamente para presenciar las Breeder’s en California”, asegura, mientras se ríe, acallando así la ola de rumores.

“Están en su primera campaña. Fueron 20 productos y han ganado nueve, también faltan varios por debutar. Creo que están demostrando lo que se esperaba. Se suma Street Kris que ya ganó y Sí que es Buena, la cual ya está en el campo clásico. 17 meses fue el tiempo para ver correr a Marinero de Luces, eso demuestra que somos pacientes”, precisa quien se desempeña en el sector inmobiliario y es hijo del ex congresista Xavier Barrón Cebreros. “Ya vendrá la hora de celebrar“, auguró.

 

Comentarios